Nicaragua: Top 4 de restaurantes para comer alitas:

Picantes, con miel, buffalo, a la barbacoa, deshuesadas o con hueso, en fin, las maneras de cocinar alitas son infinitas. Nadie se puede resistir, a todos nos encantan, y siempre estamos en busca del mejor lugar para comerlas. Aquí te damos nuestras recomendaciones:

Buffalo Wings

Tienen un menú muy amplio, pero sus especialidades son las alitas y chunks. Podés bañarlas en la tradicional salsa búfalo, barbacoa, miel, ajonjolí, parmesano, o teriyaki. Cual sea tu elección, estará para chuparte los dedos y pedir una segunda ronda.

Buffalo Wings se caracteriza por ser un bar y restaurante juvenil. Así que si estás buscando un sitio para ver un partido de fútbol con tus amigos este es el lugar ideal, porque podés estar con la barra de tu selección mientras degustás de unas poderosas alitas.

La Campana

Ocupa el segundo lugar en nuestro top cuatro, por una sencilla razón: Venden las alitas enteras, son increíblemente grandes y deliciosas. Suena extraño pensar que solo vas a comer pollo, pero en realidad son tan exquisitas que no habrá lugar en tu estómago para nada más que alitas, apio y zanahoria.

Si solo necesitas complacer un antojo, podés ordenar una alita por tan sólo un dólar, y acompañarla con salsas hechas en casa. ¿Verdad que suena sabroso?

TGI Friday’s

Acaban de remodelar el local y volvieron con más sabor que nunca. ¿Qué mejor idea que complacerte con unas alitas en salsa Jack Daniel’s? ¿o qué tal con ajo y parmesano?

No hay nada más placentero que saborear recetas auténticas en un ambiente único, porque ¡aquí siempre es viernes!

Restaurantes Tip Top

Si sos de los que optan por lo convencional, las alitas de este lugar te encantarán. El menú es sencillo: picantes o no picantes, salsa búfalo, agridulce o barbacoa. Puede parecerte poco, pero nunca probarás algo más crujiente.

Tip Top es de esos restaurantes accesibles, porque además de sus precios, salís de tu casa y seguro a unas pocas cuadras encontrarás una sucursal. Pero si aún no has probado las alitas, entonces aún tenés mucho por conocer. ¿Listo para disfrutar del sabor de los buenos momentos?

No es para menos que luego de leer esto se te haya hecho agua la boca, tranquilo. Si aún estás en busca de las mejores alitas, ahora ya sabés donde ir. Así que no te quedés con las ganas. ¡Buen provecho!

Gloria Espinoza Hernández

Este texto fue ideado, creado y desarrollado por el Staff de Revista Cinematográfica, en conjunto con sus colaboradores, trabajando juntos en armonía.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X